This website uses own and third-party cookies for statistical purposes.I accept the terms and conditions. Si continuas navegando estás aceptándola.

El estándar Passivhaus: fiable, con un consumo mínimo y máximo confort

Han pasado más de 20 años desde que se terminó la primera construcción de tipo Passivhaus en Darmstadt, cerca de Frankfurt. Este primer proyecto contaba todavía con un sistema de calefacción convencional, del cual se prescindió en muchos proyectos posteriores. Y lo más importante: el consumo energético es tan bajo en la teoría del estándar formulado como en los edificios reales construidos, y ese primer edificio todavía hoy sigue funcionando según los criterios del cálculo original.

Desde aquella primera construcción Passivhaus, se han construido miles de edificios siguiendo los criterios del estándar y no solamente en Alemania. Hay ejemplos en casi todos los países europeos, en EEUU, en Japón, así como en climas mediterráneos, como Italia y Francia.

Lo que se ha comprobado en la práctica durante estos veinte años es que se trata de un estándar muy fiable, que cumple con las previsiones de un consumo mínimo, proporcionando al mismo tiempo un confort mucho mayor que las construcciones convencionales.

Llegados a este punto se preguntarán en qué consiste el estándar Passivhaus:

Se trata de un concepto energético aplicable a cualquier estilo de diseño arquitectónico, cualquier estilo de construcción, cualquier material. El consumo energético se reduce a un mínimo gracias a la aplicación de medidas pasivas y de las características técnicas del estándar.

Al tratarse de un estándar implica que se cumplen unos requisitos mínimos, lo cual permite comparar la calidad y prestaciones de la construcción, allí donde está situada.

CONFORT. La idea principal del estándar Passivhaus es conseguir un confort térmico dentro del edificio cuyo aporte de energía necesaria se puede resolver a través del sistema de ventilación, que distribuye la cantidad necesaria de aire fresco para el uso correspondiente del edificio.

¿Cómo se consigue este confort?

Se basa en levantar construcciones que cuenten con gran aislamiento térmico, un riguroso control de infiltraciones, y una máxima calidad del aire interior, además de aprovechar la energía del sol para una mejor climatización, reduciendo el consumo energético. La demanda energética es tan pequeña que hace posible prescindir de sistemas convencionales de calefacción.

REQUISITOS PARA LA CERTIFICACIÓN SEGÚN PASSIVHAUS INSTITUT, DARMSTADT, ALEMANIA

Se consigue el estándar Passivhaus, cuando se cumplen todos los parámetros de los siguientes requisitos:

  • Demanda máxima para calefacción de 15 kWh/m2a
  • Demanda máxima para refrigeración de 15 kWh/m2a
  • Para edificios con calefacción y refrigeración por aire, se acepta como alternativa también el conseguir una carga para frío y calor menor de 10 W/m2
  • Un valor obtenido mediante el test de presurización “Blower Door” n50 no superior a 0,6/h
  • Un consumo de energía primaria para todos los sistemas (calefacción, refrigeración, ACS, electricidad, auxiliar…) no superior a 120 kWh/m2a
  • Temperaturas superficiales interiores de la envolvente térmica durante invierno mayores a 17°C
  • Sobrecalentamiento verano máx.10%

La superficie de referencia (superficie neta) se tiene que calcular según protocolo Passivhaus. Los requisitos deben ser calculados mediante el programa PHPP actual. Para calcular la energía necesaria para calefacción se puede utilizar el método anual o mensual. Si la demanda para calefacción está por debajo de los 8 kWh/m2a, o si la relación entre las ganancias y las pérdidas de calor (calefacción) es superior a 0,70, se ha de utilizar el método mensual.

CURSO COAVN ÁLAVA

Para profundizar en el conocimiento del estándar Passivhaus y del programa PHPP,  el arquitecto Wolfgang Berger ofrecerá una nueva convocatoria del curso intensivo celebrado el 9 de junio de 2017.

Asi, se celebrará el 26 de junio en la delegación alavesa del COAVN, en horario de 9.00 a 19.30 horas.

El precio para colegiados en el COAVN es de 100 €, y de 75 € para los que suman menos de 5 años de colegiación. Para los colegiados en el COAVN el importe es de 150 €

Es recomendable, aunque no imprescindible, que los alumnos acudan con un ordenador portátil en el que tengan instalada la herramienta PHPP. El ponente trabajará en su portátil con PHPP y mostrará en pantalla su desarrollo.

Los interesados deben enviar un mensaje a secretaria@coavnalava.com antes de las 13:00h del lunes 19 de junio, adjuntando el justificante del pago de la matrícula (información en el 945.230.412)

image

May. 20 2017

#PassivHaus

LOS CONCURSOS DE ARQUITECTURA. CASO ESCORIAZA-ESQUIVEL

Desde hace algún tiempo los concursos de arquitectura se han convertido en un problema económico grave para nuestra profesión. No se trata de poner en tela de juicio su necesidad, ni su capacidad para generar ideas de gran calidad arquitectónica, sino de llamar la atención sobre cuáles son las condiciones económicas en las que los participantes se ven obligados a desempeñar un trabajo intelectual altamente cualificado.

La idea arquitectónica parte del estudio de un programa de necesidades, de hojas en blanco, y de borradores a mano alzada. Hasta poder ser plasmada en planos, infografías y textos que la definan con una precisión suficiente, y conformar una propuesta arquitectónica que soporte una mirada atenta, son necesarias semanas laborales completas, en la mayoría de los casos con la participación de varios profesionales. Todo ello para competir por la mejor idea, la que será el germen del edificio que finalmente se construya.

El problema estriba en el valor que se da a este trabajo. No me extenderé en el enorme valor añadido (social, cultural y económico) que una excelente idea aporta a un edificio y a la propia ciudad.  Pero sí debemos analizar el valor que la administración está dispuesta a otorgar a estos procesos. O, más exactamente, cuánto está dispuesta a invertir en ellos.

La postura del COAVN es clara: los concursos de ideas deben tener una primera fase abierta y anónima, en la que se solicite una documentación mínima para que cada equipo plasme su propuesta arquitectónica. Tras seleccionar las mejores ideas por un jurado experto, debe existir una segunda fase de desarrollo de las mismas, abonando a cada equipo una cantidad económica que se corresponda con la documentación requerida.

La situación real se aleja mucho de esta posición. Las distintas administraciones públicas convocan concursos de ideas pidiendo una documentación cada vez mayor, sin abonar ninguna cantidad a los participantes, los cuales, con la única esperanza de obtener el encargo para elaborar el proyecto en caso de resultar ganador, invierten tiempo, conocimiento, y cómo no, sus recursos económicos.

El “caso Escoriaza-Esquivel”, concurso convocado por el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz para las ideas de una de las infraestructuras culturales más importantes de nuestra ciudad,  es especialmente grave. Se piden hasta 5 paneles DIN-A1 y una memoria de hasta 65 páginas en una sola fase, sin abonar ninguna cantidad económica a los participantes. Además, el premio no es la adjudicación del contrato, sino 20.000€ -que evidentemente no cubren los costes laborales y materiales de elaboración de la propuesta- previa cesión de los derechos de propiedad intelectual.

El coste estimado para el edificio es de 5,5 millones de euros, ascendiendo los premios del concurso de ideas a 36.000€ (ganador + 3 accésit). El Ayuntamiento solo está dispuesto a invertir el 0,6% de coste previsto del edificio en seleccionar la mejor idea arquitectónica, solicitando para ello a todos los equipos que se presenten una cantidad de trabajo enorme, sin ninguna contraprestación económica. La repercusión negativa es obvia: precariza el sector de la arquitectura, y perjudica la calidad del servicio prestado a la ciudadanía.

Me gustaría cerrar este mensaje con una reflexión: los arquitectos somos profesionales altamente cualificados que asumimos grandes responsabilidades en nuestro trabajo. Sin embargo, en nuestras reclamaciones ante la Administración solo podremos obtener resultados si trabajamos como colectivo. Quiero poner como ejemplo las gestiones efectuadas, junto con la Decana, para que el pliego del Acuerdo Marco de Coronación fuera lo más incluyente posible, y comunicarte que estamos trabajando para que no se repitan pliegos tan excluyentes como el del PGOU de Vitoria-Gasteiz, y también para que la selección de los profesionales que proyecten las obras del Plan Foral sea más transparente.

En este sentido, y respetando la libertad de cada profesional a presentarse a los concursos que estime oportunos, te invito a que calcules el coste de las horas necesarias para su elaboración, y que reflexiones acerca de las consecuencias que para la sostenibilidad de las empresas de arquitectura –y por ende para la calidad de sus productos- tienen la participación en este tipo de convocatorias.

Es un fin esencial del COAVN la defensa de los intereses profesionales de los arquitectos y de la sociedad en tanto que usuaria de la arquitectura. Por ello te invito a que leas la carta de la Decana al alcalde Gorka Urtaran, y te comunico que, salvo que el Consistorio modifique el pliego en los términos señalados, tanto la Decana como yo declinaremos la asistencia al jurado del concurso.

Jorge Fernando Magán

Presidente del COAVN-Álava

Mar. 17 2017

Nuevo curso de modelado BIM

La Delegación en Álava del COAVN ha organizado un nuevo curso básico de modelado BIM (software REVIT de AUTODESK) que se desarrollará los meses de abril y mayo, en la sede de la delegación (General Alava, 22, 1° 01005 Vitoria-Gasteiz) en horario de 11:15 a 14:35 horas.

Las fechas del curso serán los miércoles y viernes comprendidos entre el 5 de abril y el 31 de mayo (5-7-12-19-21-26 de abril, y 3-5-10-12-17-19-24-26-31 de mayo) y su duración es de 50 horas. 

El precio es de 200€ colegiados COAVN; 120€ colegiados COAVN con menos años de 5 años de colegiación; 300€ no colegiados COAVN y otros técnicos.

Los matriculados deberán asistir al curso con un ordenador portátil con sistema operativo Windows 7 o superior. Los interesados deben enviar un mensaje a secretaria@coavnalava.com antes de las 13:00h del miércoles 22 de marzo. Una vez configurado el grupo del curso, se adjudicarán las plazas previo abono de la matrícula correspondiente.

REVOLUCIÓN EN EL MODO DE CONSTRUIR 

BIM es el acrónimo de Building Information Modeling y es la metodología que ya se emplea plenamente en algunos países del mundo y que la directiva europa (2014/24/UE) pide que los estados miembros vayan adoptando.   

Reino Unido lo incorporó el pasado mes de abril para todos los proyectos con fondos públicos siguiendo el ejemplo de los países nórdicos que han estado a a la cabeza en este campo: en Finlandia, Noruega y Suecia su uso es obligatorio desde 2010, y en Holanda desde 2012.

En España se creó en julio de 2015 la comisión para la implantación de la metodología BIM. A pesar de que no hay una fecha concreta para su obligatoriedad en España, son ya casi un 25% las empresas que utilizan BIM para el 50% o más de sus proyectos, según datos de es.BIM

Feb. 24 2017

#BIM revit

Por muchos años más en la profesión

@COAVN_Alava celebró el viernes 10 de febrero la festividad de su patrona, Nuestra Señora de Belén en su huida a Egipto, con un reconocimiento a los arquitectos que han cumplido 50 y 25 años en la profesión. 

50 AÑOS 

Miguel Angel Lazpita.  Como buen eibarrés, Miguel Ángel Lazpita se formó en la Escuela de Armería de Eibar, para después trasladarse a Barcelona donde continuaría sus estudios, primero de aparejador y posteriormente para titularse como arquitecto superior. A su regreso a Euskadi, se estableció en Vitoria donde ha desarrollado toda su vida personal y profesional. Desde su estudio en la calle Ricardo Buesa, cuyo edificio planificó él mismo colaboró con muchos colegas coetáneos, como Enrique Marimón. Como arquitecto municipal de Arrazua-Ubarrundia, se encargó de proyectar el nuevo cementerio de Legutiano. Entre las obras de Vitoria destaca la iglesia de El Pilar, además de participar en la edificación de varios bloques de viviendas de cooperativa. Mientras que en Eibar fue el arquitecto responsable de la ampliación de la Escuela de Armería, de la construcción de la iglesia de Amaña y del polideportivo de la localidad armera.

25 AÑOS

Juan Carlos Castrejana.  Natural de Lantarón, desarrolla su profesión en la localidad burgalesa de Miranda de Ebro. No obstante, buena parte de su carrera ha estado vinculada al Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz. Así, durante casi dos décadas fue el responsable del programa de accesibilidad de la capital alavesa, para supervisar y fomentar las normas de accesibilidad en las obras y proyectos de Vitoria.

Iñaki Echeandía.  Se inició en su carrera profesional de la mano de Miguel Ángel Campo, para crear en 1998 CLIM, su propio estudio de arquitectura, al que poco después se incorporaría Javier Arregui. Fruto de esta colaboración destacan las dos iglesias del barrio de Lakua: Santa Josefa y Santa Teresa. CLIM también se ha especializado en edificios de consumo casi nulo, bajo el estándar Passivhaus, siendo pioneros en la certificación de dos viviendas en la localidad alavesa de Junguitu, además de haber recibido el primer premio del II Concurso Iberoamericano Passivhaus. 

Jesús Montejo.  Trabaja como profesional liberal desde su estudio de Vitoria. A lo largo de su carrera, ha realizado numerosos bloques de viviendas en Salburua y Zabalgana, casas unifamiliares y algunos encargos para la administración, como el centro de mayores de Lakua Arriaga. Entre sus últimos proyectos están un pabellón industrial en Jundiz y un local comercial y de exposición en la calle Los Herrán, ambos de la empresa familiar Jorge Fernández.

Nerea Otaduy.  Comenzó a forjar su trayectoria profesional en un estudio en Madrid. Tras esta etapa de formación, regresó a Vitoria donde creó su propio estudio, que comparte desde hace una década con el también arquitecto Ricardo Aristizábal. Los proyectos de Otaduy son, principalmente, edificaciones singulares, viviendas unifamiliares o equipamiento dotacional o deportivo, como el frontón de Lakua. El estudio de la arquitecta vitoriana también se ha especializado en el uso de madera contralaminada. De hecho, construyeron el primer edificio en altura con dicho material en la localidad alavesa de Santa Cruz de Campezo. Obra suya también es el centro social de Espejo, realizado con el mismo material, que cuenta con excelente propiedades. Nerea Otaduy forma parte de la Junta del COAVN Álava, de la que es responsable de formación.

Alfredo Plaza.  El arquitecto laudiotarra ha desempeñado su profesión desde su estudio propio en Vitoria, que durante siete años compatibilizó con una plaza interina en el Gobierno vasco. Tras este paso por la Administración, Plaza continuó con su trabajo como profesional liberal, con el que ha proyectado edificaciones de viviendas nuevas y en el último periodo con reformas, fundamentalmente en Álava y Bizkaia. Entre sus obras, también destaca algún equipamiento dotacional como el laboratorio de seguridad biológica para el centro tecnológico Neiker, en Derio.

José Santos Urízar. Natural de Eibar, Urízar se dedica sobre todo a la edificación residencial en el estudio que comparte con la también arquitecta Beatriz Pérez Echazarreta.

En la cita, se dio la bienvenida a los nuevos colegiados: , Andrés Córdoba de Samaniego, Raquel López de Calle y Adriana Preciado.

La festividad de la patrona es además la excusa perfecta para reencontrarse con los compañeros.

Feb. 12 2017

Protejamos nuestro patrimonio más reciente

La Delegación en Álava del Colegio Oficial de Arquitectos Vasco-Navarro ha reconocido cuatro edificios significativos de Vitoria-Gasteiz incluidos en el Registro DOCOMOMO Ibérico. La estación de servicio Goya, la fábrica de Kas, las oficinas de Cegasa y las viviendas del Paseo de la Senda número 1 contarán a partir de ahora una placa informativa.

image

Desde el año 2012, la Fundación DOCOMOMO Ibérico, entidad dedicada al estudio y la conservación de la arquitectura del movimiento moderno en España y Portugal, y los Colegios Oficiales de Arquitectos colaboran para reconocer los edificios más significativos de la arquitectura moderna. Los arquitectos alaveses también se suman a esta iniciativa que consiste en instalar una placa en la que se identifica el edificio perteneciente al movimiento moderno, el año de realización y el arquitecto autor del proyecto.

Esta acción viene a ser una llamada de atención sobre el patrimonio del siglo XX, que a veces, por ser extenso y muy reciente, es poco valorado por la sociedad y las administraciones responsables de su protección.

Recordemos estos edificios

image

Estación de Servicio y Garaje Goya (Monseñor Cadena y Eleta, 2)

José Luis López de Uralde y Francisco Alonso Martos. 1935

La gasolinera Goya se ubica en pleno centro urbano de Vitoria, como era habitual cuando, en las primeras décadas del siglo pasado, este tipo de instalaciones relacionadas con el incipiente y pujante sector del automóvil buscaba la comodidad y cercanía de los ciudadanos. Fue proyectada en 1935 por el arquitecto José Luis López de Uralde, en colaboración con Francisco Alonso Martos, para Vicente Goya, siguiendo los dictados del racionalismo, en boga en el momento. No en vano el citado arquitecto es uno de los más representativos de este estilo arquitectónico en Álava. El edificio recoge las ideas de modernidad y dinamismo relacionados con las innovaciones en el mundo de los aviones, de los barcos o de los automóviles, que era posible plasmar con los nuevos materiales constructivos, como el hormigón armado, que permite la planta libre, los vuelos de las marquesinas, las ventanas longitudinales y la delgadez de las paredes. El proyecto se ajusta a las necesidades relacionadas con el automóvil, con criterios de funcionalidad plasmados en los accesos, circulación en el interior y en las zonas de aparcamiento interior. El resultado es un edificio planteado en dos alturas, con la característica monocromía en blanco que recuerda al estilo internacional. La planta de acceso es de mayor altura que la superior, para facilitar las tareas propias del edificio: estación de servicios, foso, taller de reparación, zona de maquinaria, almacén u oficina.

La fachada principal presenta un vano de 22 metros de anchura. La planta baja está protegida con una gran marquesina de hormigón que mitiga el efecto vertical por las sombras que genera. La primera planta está ligeramente retranqueada. Ambas plantas tienen grandes vanos horizontales con cristaleras con ensamblaje metálico, lo que acentúa el carácter horizontal del inmueble. Remata la construcción una balaustrada que recorre el perímetro del edificio y una estructura para el rótulo.

En 1994 fue declarada monumento de la Comunidad Autónoma del País Vasco.

Fábrica de KAS (Plaza de Gamarra, 5)

Josep Maria Fargas y Enric Tous. 1962-1964

La empresa Kas se fundó en 1956 por los hermanos Román y José María Knörr, fabricantes de gaseosas El As, quienes inventaron este refresco de naranja cinco años antes de que Coca-Cola comercializara su producto. A la marca original añadieron la K de su apellido.

Las oficinas y las naves de producción se levantaron en el polígono industrial Gamarra según un proyecto, fechado en 1962-1964, de los arquitectos Josep María Fargas y Enric Tous, especializados en este tipo de edificios. El hormigón armado es la base fundamental de un magnífico programa constructivo que integra las naves de fabricación, lavado de botellas y reparto de mercancías, los sótanos de almacenamiento de materias primas y productos acabados, y los laboratorios y despachos. Se emplea en cubiertas, cerramientos, cimentación, muros de contención, forjados y pilares. Se complementa con otro elemento destacado en el repertorio formal: las grandes cristaleras.

El edificio de oficinas, ejecutado por Enrique Marimón en 1973, tiene una estructura mixta de hormigón y metal. Es una construcción de seis plantas en la que la rotundidad de los forjados determina una horizontalidad que se contrarresta por la verticalidad que se crea con ventanas y placas de poliéster amarillo. La carpintería es de aluminio en su color.

Oficinas de Cegasa (Artapadura, 11)

Adrián Lasquibar. 1964

La empresa CEGASA, fundada en Oñate en 1934 bajo la razón social de Tximist, se traslada en 1964 al polígono industrial de Gamarra.

Sus instalaciones constituyen un conjunto compacto de edificios en el que se diferencian claramente el área de producción y la de logística. La nave de producción principal es el primer edificio construido en el complejo fabril. Integra a las oficinas en su parte delantera, que constituyen la parte del conjunto de mayor interés arquitectónico, tanto por la calidad de los materiales empleados, como por el diseño de la fachada principal, con el tramo central curvo y sobresaliendo ligeramente de la línea de fachada. Es un edificio de tres alturas con la planta baja retranqueada y panelada con mampostería. Las otras dos plantas se panelan con sillares y en ellas predominan los vanos sobre los muros, ya que se rasgan dos líneas corridas de ventanas definidas mediante paneles azules, en los dos niveles superiores.

image

Viviendas del Paseo de la Senda, 1

Enrique Marimón y Ramón de Azpiazu. 1963-1964

Este edificio se compone de planta sótano y baja más cuatro. Alberga una vivienda por planta de unos 300 metros cuadrados. La fachada es de ladrillo cara vista prensado. Los paños ciegos del mirador van con vidrio opaco esmaltado. Se disponen terrazas en las tres fachadas principales, sin más interrupción que un paño ciego. La necesidad de albergar un aparcamiento obligó a los autores a dejar un espacio libre de pilares de ocho metros de anchura en el sótano, para facilitar el movimiento de los vehículos. Lo consiguieron haciendo descansar toda la estructura de pisos sobre dos vigas paralelas al paseo de la Senda, que se apoyan a su vez en cuatro soportes.

 Otras Obras del Movimiento Moderno en Álava

Dentro del Registro DOCOMOMO Ibérico hay 15 obras en Álava, de las cuales ya cuentan con placa identificativa:

Iglesia de NUESTRA SEÑORA DE LOS ANGELES  (Javier Carvajal; José María García de Paredes). 1957-1960

Iglesia para la parroquia de LA CORONACIÓN DE NUESTRA SEÑORA (Miguel Fisac). 1958-1960

Edificio de Viviendas PLAZA DE LA PROVINCIA (José Luis López de Uralde),. 1948-1949

CASA ARANZABAL (Paseo Cervantes 18, Vitoria) (Fernando Redón). 1957-1958. Vivienda particular   CASA DE FERNANDO GÓMEZ (Carretera Bergara 34 Durana) (Francisco Javier Sáenz de Oiza). 1959-1960. Vivienda particular

SANATORIO ANTITUBERCULOSO DE LEZA (Carretera de Logroño a Vitoria, Km. 59) (Pablo Zabalo). 1934-1935.

Conjunto de Viviendas de CALLE SAN ANTONIO, números 30-34 (Jesús Guinea). 1937-1939

Nov. 17 2016

#docomomo2016donostia